La malvada

La malvada

 

Yo le araño la cara,

le golpeo con los puños llorando a bocajarro

le muerdo.

Le muerdo con bocados venenosos.

Vituperado, herido… pero no se defiende.

Él no dice nada.

 

¿Cómo voy a abandonarle,

si me deja sin armas?

¿Cómo huir?

¿Cómo escapar…

frente a su inconmensurable

mansedumbre?

 

      Invierno 2011

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s